5 discos que te introducirán a la historia del blues

Antes del rock existió un género cuyo estilo musical desencadenó una impregnación de cultura, nuevos sonidos, ritmos y una visión diferente en el mundo de la música: el blues.

La historia del blues se remonta años atrás de lo que se conoce como la “invasión británica”, cuando la esclavitud y el racismo golpeaban a Norteamérica, y la música era una forma de lidiar con las problemáticas de la época.

Sin embargo, se desconoce con franqueza el origen de este género -caracterizado por un patrón repetitivo y con una estructura de 12 compases-, por lo que, se asegura, no fue hasta años después cuando la música comenzó a golpear con aún mayor firmeza.

Porque tal vez las palabras no nos funcionen para explicar la historia del blues, te dejamos un listado de discos cuyos artistas -guitarristas y cantantes- nos dejaron como herencia musical y cultural.

“King of the Delta Blues - Robert Leroy Johnson

Conocido como el “Rey del Delta Blues”, es Robert Johnson indudablemente uno de los artistas más emblemáticos del blues, pues su música, así como su inaudita leyenda, marcaron generaciones en todos los sentidos.

Robert Johnson pasó su vida como una sombra, pues hasta la fecha, se desconoce la precisión de su nacimiento y la real causa de su muerte.

“Robert Johnson solo existió en su música, fue pura leyenda”.

Para principios de los 30’s, un joven Johnson se presentaba como un guitarrista pésimo y carente de talento para cantar. No obstante, al desaparecer por un par de meses, el músico regresó convertido en un maestro supremo de la guitarra, por lo que inició su extraño parentesco con lo sobrenatural y su alma vendida al diablo.

Seis de sus canciones hablan del diablo.

Johnson grabó varias canciones, entre ellas la reconocida “Crossroad blues” -El blues de la encrucijada-, donde cantó: “Fui a la encrucijada y caí de rodillas, pedí al señor, ten piedad, salva, por favor, al pobre Bob”.

Lo que parece ser una inofensiva canción, hay quienes consideran que, en efecto, el músico sufrió de una experiencia terrible en un cruce de caminos, pues en su voz logra percibirse terror absoluto.

Robert Johnson murió en un cruce de caminos a la edad de 27 años, en un cruce de caminos, cerca de Greenwood, Mississippi. Existen tres lápidas dedicadas al músico, aunque al parecer ninguna parece ser auténtica, pues se cree, fue enterrado bajo un árbol, sin lápida ni cruz, justo alado de un cruce de caminos.

En el álbum “King on the Delta Blues”, se adjuntan las canciones más inauditas del mejor bluesman de todos los tiempos.

Wednesday Evening Blues- John Lee Hooker

John Lee Hooker, cantante y guitarrista de blues y acreedor del género boogie, significó un paso fundamental a lo que sería el rock and roll de Elvis Presley.

Cuenta la leyenda que el guitarrista T-Bone Waker fue quien le obsequió su primera guitarra eléctrica, con lo que Hooker inventó un estilo inconfundible: una mezcla del blues rural del sur con el rhythm and blues electrificado de Chicago, que popularizaron a Muddy Waters.

Con inimitable estilo, que prescindía de la rima y a veces hasta de seguir el ritmo, marcó a varias generaciones de músicos: desde Bob Dylan hasta los Rolling Stones.

La muerte sorprendió a Hooker pocos días después de su último concierto, en un local de Santa Rosa; California, confirmando el viejo mito del bluesman que se despide agarrado a su guitarra y cantando.

“She left me that Wednesday evenin'

She left me on my bended knee

She left me that Wednesday evenin'

She left me on my bended knee (…)”

Canción: Wednesday Evening Blues del álbum que lleva su nombre.

Blues on the Bayou - B.B King

Riley B. King, mejor conocido como B.B. King (Blues Boy King), fue un guitarrista y compositor de blues exponencialmente idolatrado en los años 50’s.

B.B. King es reconocido por haber llamado a su guitarra “Lucille”, incluso le compuso una canción con ese título haciendo referencia a la manera en la que su instrumento le hizo cambiar su vida.

En el año 1949 King tocaba en una sala de baile en Arkansas, donde, durante la presentación, dos hombres que discutían en la mitad de la pista volcaron un barril de queroseno, ocasionando extender el combustible por el suelo. El incendio provocó que todos los allegados evacuaran el lugar, no obstante, B.B. King se percató de que había dejado a su guitarra dentro y regresó para recuperarla.

Al día siguiente, King se enteró que la disputa entre los hombres que ocasionaron el accidente, fue por una mujer llamada “Lucille”, lo que llevó al músico a apodar de esa manera a su instrumento.

Un músico con más de 40 álbumes grabados en estudio, B.B. King sacó en el año 1998 lo que puede haber sido uno de sus más emblemáticos de su carrera, pues “Blues on the Bayou” le otorgó el Grammy al Mejor Álbum del Blues Tradicional.

En las notas del CD, el guitarrista escribió: "De los muchos discos que Lucille y yo hemos tenido el placer de grabar a través de los años, este es especialmente cercano a mi corazón.”

T-Bone Blues - T-Bone Walker

Conocido como el nuevo rostro del blues de la segunda mitad del siglo XX, T-Bone Walker fue un músico idolatrado principalmente por su “country-blues”. Desde pequeño, a Walker le interesó la música, pues sus raíces provenían de artistas que tocaban el género en “string band” locales.

En algún punto del artista, al decidir mudarse a la Costa Oeste de Texas, gracias a su ya trayectoria y experiencia dentro del country blues, Walker empezó a tocar en orquestas de jazz y a experimentar aquel nuevo sonido amplificado que otros guitarristas del sur.

No obstante, el estilo del guitarrista fue cambiando, pues sus acostumbradas líneas sonoras de country blues, fueron sustituidas por acordes derivados del repertorio jazz, en un sonido sinuoso, flexible, a veces relajado, excitante y sorprendente que expresaba un nuevo modo de tocar la guitarra blues: el blues eléctrico.

 "Cuando escuché por primera vez el solo de T-Bone Walker en 'Stormy monday', creí enloquecer. No creía que se pudiera sacar de un solo instrumento un sonido tan bello". -B.B. King

The London Muddy Waters Sessions - Muddy Waters

The London Muddy Waters Sessions (1972) es un álbum que marcó la continuación de The London Howlin 'Wolf Sessions (1971), cuyo concepto fue combinar a los bluesmen estadounidenses con las estrellas de blues / rock británicos.

Canciones: Blind Man Blues, Key to the Highway y Young fashioned ways.

Muddy Waters, considerado el “Padre del Chicago Blues” (blues combinado con guitarras amplificadas, piano o batería), es fácilmente uno de los más importantes artistas afro descendientes de la post guerra.

Su aporte musical se resume en la combinación del blues rural con la vibrante y energética fuerza eléctrica de la guitarra, convirtiéndolo en un auténtico blues de la ciudad.

Fue descubierto por dos investigadores musicales, quienes, en busca de Robert Johnson, descubrieron que éste ya estaba muerto, por lo que se toparon con un Muddy Waters cuyas canciones ya tenía en ese entonces.

Su importancia radicó en el desarrollo del Blues Británico, así como sus aportes a la guitarra del blues con el uso del slide. Tras dejar plantada esta semilla a un nuevo tipo del blues, un par de años los fanáticos ingleses del género, enloquecería con el Blues Eléctrico de Chicago, enfrentándose al mundo a la invasión de un nuevo género.

Muddy Waters ya había trastocado el sonido de la guitarra.

adds xpresion