Deja de autosabotearte ya

El autosabotaje muchas veces se confunde con el acto de procrastinar, pero realmente eso solo es una fracción de lo que compone el autosabotaje.

Más allá del aplazar del aplazar cosas que tenemos que hacer, el autosabotaje forma parte de cada ser humano y se relaciona con cada propósito que nos ponemos a nosotros mismos. El autosabotaje es básicamente aquél estado indeseable en el que nuestra mente se empeña en evitar que logremos nuestros sueños. A veces, cuando queremos conseguir algo o vamos hacia una meta el camino se vuelve difícil y comienza a haber trabas, todos sabemos que nada es color de rosa, pero en ocasiones nuestra meta se ve tan lejos que decidimos detener el trayecto. 

¿Por qué ocurre?

Todos nosotros hemos vivido altibajos en la vida y de alguna manera, hemos desarrollado debilidades y fortalezas a raíz de lo mismo. Es importante que nunca dejes que las adversidades tomen control de tu vida, y que mucho menos debiliten tu carácter.

La principal causa del autosabotaje, es la pérdida de autoconfianza, directamente relacionada con nuestras habilidades. Cuando desconfiamos de lo que podemos lograr, nuestra mente hace lo posible por llevarnos en una dirección diferente.

¿Cómo cometemos autosabotaje?

El condicionamiento mental al que se expone alguien que pasa por una etapa de autosabotaje, es suficiente para evitarle conseguir el éxito.

  • Evitamos hacer lo importante, poniéndonos primero a hacer lo menos importante.
  • Decimos “lo intentaré” en lugar de “lo haré”…
  • Buscamos la excusa del “no tengo tiempo”, cada vez que tenemos que hacer algo que nos gustaría.

¿Cómo dejar de hacerlo?

Primero que nada debemos reconocer que no estamos haciendo lo que queremos y que nosotros mismos ponemos las trabas. Si es así después podemos comenzar con estos pasos:

  • No te castigues. Es claro que todos tenemos errores, pero no vale la pena quedarnos estancados en esos errores que no nos permiten seguir avanzando.

  • Cada instante que te encuentres hablando mal de ti mismo, o tratándote de una manera que no te gustaría que otro te tratara, detente. Piénsalo muy bien y corrígelo a tiempo. Cambia lo negativo por lo positivo.

  • Energízate. Si estás intentando cumplir metas, comienza a "calentar motores" y preparándote, escribe tus metas, compártelas con alguien más, haz un programa y calendarízate.

  • Sé consciente de la influencia del entorno. Nuestra familia o amigos están acostumbrados a que seamos de cierta manera, así que seguramente cuando estés pensando cambiar algún aspecto de tu vida no estarán muy de acuerdo. Pero todos debemos ser conscientes de que la gente cambia, no dejes que eso te detenga si estás convencidx que tu cambio es positivo.

  • Busca el equilibro en todos los aspectos de tu vida: Mental, Físico, Emocional y Espiritual.

Estos son sólo algunos consejos. El verdadero cambio está en ti. 

 

adds xpresion